Top de autores

Miércoles 27 de agosto 2014   BUSQUEDA
   
   
García Segui Alejandro, Dávila  Hugo, Valero  Rair, López Prieto Alberto, Zambrano  Carlos, Pérez  María Gabriela, Ballesteros  Carlos, et al  .
Prostatectomía simple laparoscópica en el tratamiento de la hiperplasia prostática benigna
Rev Ven Urol 2008; 54(2)  : 24-29

Resumen
 

Objetivo: El tratamiento quirúrgico de la Hiperplasia Prostática Benigna esta contemplado en pacientes sintomáticos que no responden a tratamiento médico. En aquellos casos con prostatomegalia importante la prostatectomia retropubica tiene indicación. En la búsqueda de procedimientos mínimamente invasivos par adenomectomia laparoscopica. Posteriormente otros autores han publicado nuevas series mostrando los beneficios de esta técnica. Presentamos nuestra experiencia de este procedimiento laparoscopico.

Pacientes y Métodos: Se incluyeron 11 pacientes con crecimiento prostático sintomáticos (volumen prostático >60grs por ultrasonido pélvico o transrectal) y con criterio para realización de adenomectomia abierta. Tres pacientes (27.2%) se presentaron en Retención Urinaria Aguda, dos pacientes concomitantemente tenían hernia inguinal (18.1%) y un paciente litiasis vesicular (9%). Técnica Quirúrgica: El abordaje laparoscopico extraperitoneal con 5 trocares contempla los siguientes pasos quirúrgicos: Capsulotomia transversa con bisturí ultrasónico, Punto de tracción sobre el adenoma, Enucleación, Sección de uretra, Punto de trigonización, Sondaje vesical transuretral, Cistorrafia, Colocación del espécimen en Endobag, Morcelacion de la pieza y extracción de la misma por orificio del trocar umbilical.

Resultados: Edad promedio 70 (60-81), Tiempo operatorio promedio 198 minutos (120-360), Peso promedio de la pieza (84.5%), Transfusión (9%), Conversión (0%). En 2 pacientes se les practico Hernioplastia inguinal laparoscópica. A un paciente se sometió seguidamente a colecistectomía laparoscópica. Hubo un 18.1% de complicaciones post-operatorias: un paciente presento sangrado post-operatorio inmediato por lesión de arteria epigástrica por entrada del trócar que amerito re-intervención y transfusión; y otro paciente presento íleo severo manejado conservadoramente. El promedio de la pieza operatoria fue 84.5grs (60-101). Diez pacientes (90.9%) presentaron mejoría importante de sintomatología urinaria. Un paciente diabético persiste con síntomas irritativos e infecciones urinarias.

Conclusiones: El tratamiento laparoscopico de la hiperplasia prostática benigna representa una alternativa factible y efectiva. Este procedimiento pudiese representar una etapa inicial para facilitar la curva de aprendizaje en la cirugía reconstructiva pélvica laparoscopica.


Palabras clave: Prostatectomia, laparoscopia prostática, hiperplasia prostática.
Este artículo ha sido visitado 3554 veces.
   
Julio-Diciembre
Números anteriores

 
Indice

Lo más leído